Teléfonocómo llegar
blog

La apicectomía: ¿qué es y cuándo debe realizarse?

La apicectomía: ¿qué es y cuándo debe realizarse?

Bajo ciertas circunstancias, la cirugía dental en Toledo se vuelve completamente necesaria. Es de tu salud de lo que se está hablando.

Solo por ponerte un ejemplo: uno de los momentos en los que se debe recurrir a la cirugía dental en Toledo es cuando no se consigue eliminar la infección causada por una fuerte caries. Ni siquiera recurriendo a una endodoncia u otro tratamiento similar.

En estos casos, la cirugía más adecuada suele ser la apicectomía. Se trata de una pequeña intervención cuya finalidad es la de eliminar la infección del hueso y del diente. Acto seguido, se obtura o se cierra el conducto, a objeto de que la zona no se nos vuelva a infectar más.

La intervención consiste básicamente en la remoción de la punta o porción apical de la raíz del diente afectado. También, de la parte de tejido infectado, haciendo uso de radiografías que ayuden al cirujano a localizar dicha porción apical.

Pero además del caso anteriormente mencionado, la apicectomía está indicada para las siguientes situaciones:

- En las ocasiones en las que no puede ser repetida la endodoncia (o tratamiento de conducto).

- Dientes curvos o de ápice o punta de raíz inaccesible.

- Cuando el hueso ha quedado destruido, llegando a alcanzar hasta la mitad de la raíz.

- Cuando la zona infectada o afectada se encuentra muy cerca del seno maxilar.

- Para dientes con falsos conductos.

- Para casos agudos, con exceso de sangrado.

Una vez hayas sido sometido a una intervención quirúrgica de esta naturaleza, debes aplicar frío sobre la mejilla de la zona tratada. Hazlo en intervalos de quince minutos durante, aproximadamente, doce horas. Además, cuando vayamos a dormir, siempre es recomendable mantener nuestra cabeza un poco elevada.

En Perioim somos profesionales punteros en procedimientos de cirugía oral. Si necesitas asesoramiento sobre tu situación, no dudes en consultarnos.